El importante rol del docente en la educación del siglo XXI

El importante rol del docente en la educación del siglo XXI

By in Anuncios, Aprendizaje permanente | 0 comments

Acá estamos…la educación del siglo XXI es la “nueva” forma de aprender y enseñar. ¿A qué nos referimos cuando hablamos sobre esta educación revolucionaria?

Antes que nada, no es una forma nueva sino una adaptada a este mundo en permanente cambio. Así es que miremos esto más de cerca: los docentes solían ser los poseedores del contenido y los responsables de transmitirlo a sus alumnos. Como docente te paras enfrente de tu clase y enseñas mientras los alumnos (probablemente) prestan atención.

¡Pero hoy en día no hay forma de competir con Internet! Todo está ahí,  hay tanta información abrumadora de todo tipo, que el cambio de paradigma es importante y necesario. Y de nuevo, ¿de qué estamos hablando?
En vez de enseñar contenido, los alumnos necesitan habilidades y alfabetizaciones para manejar toda esta información en este mundo extremadamente cambiante.

¿Ya puedes ver el rol tanto más importante que tiene el docente hoy?

Pero comencemos con todo tipo de pensamientos, miedos y resistencia que los docentes pudieran tener cuando hablamos de cambio: ¿Tengo que hacer esto? No tengo tiempo para esto… No sé por qué debería cambiar… Mi enseñanza funcionó por tanto tiempo que no tengo que cambiar nada…

Y aquí viene la pregunta: Te acuerdas por qué decidiste ser docente? El otro díaleí sobre el “Golden Circle” (círculo de oro). Simon Sinek dice que la mayoría de las empresas saben QUE hacen, en la mayoría de los casos saben COMO lo hacen, pero muy pocas empresas saben POR QUE hacen lo que hacen.

Me dí cuenta que esta pregunta del “por qué” debería ser usada, no solamente para las empresas, sino para nuestra vida diaria. ¡Antes de ir por el qué y el cómo, deberíamos tener una clara idea sobre el por qué!

Si trasladamos todo esto a la enseñanza, ¿por qué has decidido ser docente? ¿Qué te lleva a ir al colegio todos los días? ¿Eres consciente de tu propia sensación cuando provocas un impacto en tus alumnos? ¿Cómo te sientes cuando vuelves a casa luego de un largo día en el colegio sabiendo que tus alumnos estuvieron comprometidos con la lección?

Con respecto a tus alumnos puedes hacerte las siguientes preguntas:

  • ¿Por qué mis alumnos no se motivan?
  • ¿Por qué mis alumnos necesitan una forma diferente de aprendizaje?
  • ¿Por qué debería incluir la educación del siglo XXI en mi enseñanza y aprendizaje?
  • ¿Por qué haría una diferencia al hacer esto?
  • ¿Por qué…?

Este círculo de oro puede ser el impulso que necesitas para involucrarte en la educación del siglo XXI y más que nada, recobrar tu pasión!

Pensar sobre esto, escribirlo, mantenerlo en mente te dará la nueva energía y motivación necesaria cuanda las cosas no fluyan tan fácilmente. ¡Esto nos sucede a todos en algún punto, no importa lo que hagamos! La parte más difícil es superar nuestra propia resistencia. Una vez que nos deshacemos de ella, el resto del camino será mucho más sencillo y puedes comenzar a involucrarte. ¡La pasión te ayudará a estar dispuesto a aprender!

Si ya recordaste tu gran POR QUÉ, podemos seguir hablando sobre la educación del siglo XXI.

Si todas las respuestas ya están en Internet, debemos pensar en hacer mejores preguntas. La única forma de encontrar lo que estamos buscando, es haciendo la pregunta correcta en una búsqueda de Google, no? Aunque hagamos la búsqueda correcta encontraremos cientos y miles de respuestas en menos de un segundo…entonces? El próximo paso es filtrar, clasificar, verificar (y la lista continua), nuestros resultados.

 

“¡Ya no es más la respuesta…. es la pregunta!”

Estamos hablando de alfabetizaciones contemporáneas (redes, información, global y ciudadanía digital) y habilidades (comunicar, colaborar, crear, pensamiento crítico y conectarse) necesarias para preparar a tus alumnos para SU futuro.

Los docentes son impulsores fundamentales para ayudar a los alumnos a desarrollar todas estas habilidades y enseñar estas nuevas alfabetizaciones. Los alumnos ya no son solamente consumidores de información y con tu ayuda serán productores de todo tipo de medios, sabiendo el cómo incluir todas estas habilidades necesarias para ser ciudadano digital.

Así es que deberás aprender para después poder enseñar. Esto se hace con un paso a la vez, a tu propio ritmo, donde y cuando quieras. ¡Acuérdate siempre que tu aprendizaje equivale a los logros de tus alumnos!

El importante rol del docente en la educación del siglo XXI Clic para tuitear

Post a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *